Maternidad, un camino hacia tu crecimiento personal

La maternidad tiene varias aristas, una de ellas es tu crecimiento personal. Te regalamos una visión diferente de cómo combinar ambos aspectos en tu vida.



La maternidad es uno de los cambios más drásticos que han acontecido en tu vida. Al comienzo, fue emocionante, inesperado, te dio miedo. Todas estas reacciones son normales. Es por ello que este acontecimiento no pasará como otro más.


Entre dudas y pensamientos idealizados de la maternidad, un día nace, y te da la bienvenida a tu nueva realidad. Como resultado, compruebas que es cierto que te conviertes en la mujer más feliz del mundo. Pero, también te enfrentas a perder todo el control que antes tenías sobre tu vida.


Lo que no te contaron de la maternidad


Lo primero y más inquietante que no te contaron sobre la maternidad es que en algún momento no sabrás qué hacer. Puede que, nadie se te acercara y te dijera esto. Por el contrario, mucho se queda a cargo de tu instinto maternal. Es entonces que te cuestionas muchas cosas cuando no logras que tu bebé duerma bien. Pero, ¿realmente debes conocer de manera instintiva cómo debe dormir tu bebé? La respuesta es no. El que tu bebé duerma bien no es instintivo, conlleva desarrollar nuevo conocimiento y habilidades. Aquí te cuento cuáles.


Ante la maternidad deberás desarrollar nuevas habilidades:


1. Conocer los patrones de sueño de tu bebé


Algunos necesitan dormir más, otros se resisten. A medida que tu pequeño crece su forma de dormir cambia y se hace más predecible.


2.